Entradas

beneficios-de-la-espelta1

La espelta un cereal desconocido con grandes propiedades

La espelta es una variedad de trigo que aporta interesantes propiedades nutricionales a una dieta sana y equilibrada. Cultivada desde hace aproximadamente 7.000 años, existe conocimiento de su uso desde el Antiguo Egipto hasta china, donde se utilizó como ingrediente principal para la elaboración de  la cerveza.  En algunas zonas la espelta es tradicionalmente conocida como trigo verde, trigo salvaje o espenta.  El consumo de la espelta ha crecido vertiginosamente debido sus muchos valores nutricionales y sus múltiples usos gastronómicos.

Actualmente el uso de la espelta ha aumentado en Europa gracias a la resistencia de sus plantaciones al frío, la sequía, a las plagas y a las enfermedades, lo que evita el uso de pesticidas  y la convierte en la variedad de cereal ideal para el cultivo ecológico.

La espelta es un cereal de elevada carga energética. Sus nutrientes principales son los carbohidratos, aunque aporta menos calorías que la harina clásica de trigo,  destaca sobre todo por su alto contenido en proteínas de elevado valor biológico con aminoácidos como la lisina, escasa en otros cereales. Además es una increíble fuente de minerales y vitaminas sobre todo del grupo B.

El sabor de la harina de espelta presenta un toque dulzón, que recuerda ligeramente al aroma de la nuez. Presenta mayora solubilidad en el agua, es de más fácil digestión y contiene un índice menor de gluten que otras harinas panificables, aunque no lo suficiente para ser tolerada por personas celíacas.

La espelta solemos  encontrarla en el mercado molida en forma de harina tanto blanca como integral (espelta entera). La espelta entera mantiene la cáscara del salvado y presenta un color y textura muy similar al del trigo común integral.

La harina de espelta es más soluble en el agua que la de trigo común y la estructura de su gluten es más frágil por lo que las masas elaboradas con este tipo de harina no aumentan tanto de tamaño al levar y ser horneadas, sin embargo la corteza del pan es menos crujiente y más suave. Debido a esta característica son ideales para elaborar panes con masa madre, y evitar aditivos químicos como la levadura durante el proceso de elaboración del pan natural.

Ahora que ya conocéis un poco más la historia, uso y propiedades nutricionales de saludable cereal, os aconsejamos empezar a disfrutar de su sabor y los beneficios que puede aportar a vuestra dieta. ¡La espelta ha vuelto para formar parte de nuestra dieta durante mucho tiempo! En nuestro catálogo de productos podréis encontrar fantásticos panes naturales fabricados con procesos naturales y por supuesto este magnífico y saludable cereal. ¡Visítalo!

MG_4565

Pan natural: Tronket de centeno

Nuestro tronket de centeno es un pan natural en forma de barra cortado en forma de chapata rectangular, elaborado con una mezcla de harinas de alta calidad de cereales como el trigo, el centeno y la malta. El valor diferencial de nuestros panes naturales, frente a otros panes artesanos, lo aporta la alta dosificación de agua mineral en nuestra masa.

El centeno presenta  un poder de absorción de agua muy superior al de otros cereales, lo que nos permite una hidratación de la masa con agua mineral mucho mayor, obteniendo un pan natural horneado con una miga mucho más fresca y sabrosa al paladar y una corteza delgada, de textura perfecta y crujiente, a la que la malta aporta un precioso color dorado.

Gracias a la elección de buenas materias primas y un proceso de elaboración artesanal, nuestro pan natural NO requiere de ningún aditivo químico añadido para su producción… El único fermento que utilizamos durante los procesos de fabricación totalmente naturales de nuestros panes, es una masa madre de fabricación propia basada en la fermentación diaria de una masa que llevamos 4 años refrescando con harina molida a la piedra con la suficiente actividad enzimática  para arrancar la fermentación de nuestras masas y agua mineral del Manantial de Boi.

Un pan natural elaborado únicamente con 3 ingredientes: harina, agua y sal.

Al respetar los largos tiempos de fermentación de la masa hasta que ésta tiene el volumen deseado, el gusto, el aroma y la duración de este pan artesano se ven incrementados sustancialmente obteniendo un pan natural de una calidad inigualable. Su intenso aroma y sabor fruto de esta larga fermentación, no desvirtúa nunca los platos que acompaña, únicamente sabe a “pan”  por lo que es sencillamente perfecto para maridar cualquier plato de la carta de nuestros clientes.